Masajista aromaterapia

Masajista para masaje con aromaterapia

La aromaterapia es el uso de aceites esenciales que crean un ambiente emocional que contribuye a que el propio organismo cree energía curativa.

¿Qué hace un masajista con aromaterapia?

El masaje con aromaterapia consiste en aplicar un aceite base con cinco aceites esenciales en la zona afectada.  En función de los problemas físicos o psicológicos que tenga la persona, el aromaterapeuta utilizará la mezcla de aceites que esté más indicada en cada situación.

Hay una gran variedad de aceites esenciales, casi tantos como plantas. Estos contienen sustancias químicas que tienen efectos beneficiosos para la salud.

Las propiedades antiinfecciosas y antiinflamatorias hacen que cada vez más personas utilicen esta terapia para complementar los tratamientos médicos tradicionales, como en los casos de depresión, psoriasis y desequilibrios en el sistema inmunitario.

También tiene propiedades analgésicas, antioxidantes y contrarresta el estrés, el insomnio y mejora los estados de depresión.

¿Dónde se puede estudiar el masaje con aromaterapia?

La aromaterapia no está considerada como una rama de la medicina, es una terapia complementaria. La Psicología, si estudia los efectos del olor en la mente humana

Este, como otros tipos de masajes, se puede aplicar teniendo los conocimientos adecuados. No tiene la consideración de masaje terapéutico ni rehabilitador para personas con patologías. Si tuviera este fin, se requeriría la formación de Grado Universitario en Fisioterapia.

La Formación Profesional reglada como el Grado Superior en Estética Integral y Bienestar, es elegida por muchos futuros terapeutas, para tener una formación generalista y posteriormente especializarse.

Existe una gran oferta de cursos de formación, que certifican en esta técnica y que normalmente van dirigidos a masajistas que quieran añadir una especialidad a su currículo. Es importante asegurarse que el programa formativo, combine teoría y práctica, y que certifique el conocimiento de las técnicas y de los aspectos básicos sobre la salud.

Muy interesantes los cursos que enseñan a elaborar los aceites esenciales que permiten que el aromaterapeuta cree sus propias fórmulas con precisión y rigor.

Tanto de forma presencial como a distancia la oferta es amplia y se pueden encontrar muchos centros que imparten esta formación.

La oferta formativa, por ejemplo, del Instituto ESB es interesante. Tiene cursos que van desde las 450 horas en el caso del curso de Técnico Superior de Aromaterapia, hasta las 1.800 del Master en Aromatología y Aromaterapia Integrada.

Para regular y acreditar los estándares de aromaterapia a nivel mundial, se creó la Federación Internacional de Aromaterapia, considerada como colegio profesional, que tiene una gran oferta formativa.

Cada vez hay más interés por este tipo de terapias, por lo que tiene muchas salidas laborales en consultas privadas, spas, desarrollo de productos terapéuticos, comercial de productos de aromaterapia, aplicaciones junto a otros tratamientos como naturopatía y quiromasaje, etc.